Perspectiva Ciudadana
¡Síguenos en Facebook! ¡Síguenos en Twitter! Suscrbete al Newsletter/Boletn

En portada


Comparte

Agente de la Policía mata a hombre que había esposado
| elsiglo.com | 06-08-2001
    

Un agente adscrito al Departamento del Servicio Secreto de la Policía Nacional mató ayer de un balazo a un joven que se encontraba borracho en el sector Los Girasoles, de la Capital, y quien previamente había sido esposado por los miembros de la patrulla.

Roberto García fue ultimado por el miembro de la uniformada en presencia de su hermano Ricardo García y el joven Ramón Núñez, quienes acudieron en auxilio del occiso porque había consumido mucho alcohol y necesitaba ayuda para retornar a su residencia, ubicada en el sector Los Militares, de los Girasoles.

Según las versiones ofrecidas por Ricardo García y Ramón Núñez, ellos habían logrado que la víctima penetrara a un vehículo para trasladarlo a su residencia, cuando de repente se presentó una patrulla motorizada de la Policía y uno de los dos agentes procedió a sacar al occiso del carro, lo esposó y de inmediato disparó a "quemarropa", de acuerdo con denuncias de los familiares.

Los dos jóvenes narraron que cometido el hecho, que ocurrió a las 3:35 de la tarde, los miembros de la Policía acudieron a la clínica Logingo Alcántara, ubicada en el sector de Las Palmas, de Herrera, donde dijeron que el joven muerto habría participado en un asalto, por lo que había sido herido de gravedad.

Roberto García, de 28 años, fue llevado muerto a la clínica, debido al impacto del balazo recibido en el abdomen, en la parte izquierda de la región hipocendrio, según informó una enfermera que prestaba ayer servicio en el área de emergencias del centro privado.

Ramón Núñez, allegado a la familia García, dijo que el agente del Servicio Secreto de la Policía disparó tres veces contra la víctima, pero sólo un balazo penetró su cuerpo provocándole la muerte de inmediato.

El occiso fue trasladado a la clínica en una guagua color azul claro placa LB-8942 y todavía en horas de la tarde era mantenido esposado en una de las camillas del centro privado de salud.

Muy próximo a la clínica, a una esquina, se encontraban tanto el agente que se acusa de la muerte del joven como el otro que le acompañaba en una motocicleta, y daban explicaciones a un capitán de la Policía que se presentó al centro asistencial para investigar las circunstancias del hecho.

Sin embargo, el miembro del Servicio Secreto fue despachado por el oficial y abordó la motocicleta junto a un compañero de armas.

Ricardo García demandó que el agente policial reciba el castigo que establece la ley porque la muerte de su hermano no puede quedar impune, debido a que su pariente no había cometido ningún hecho y solamente estaba borracho, para que el miembro de la uniformada disparara a "quemarropa como si se tratara de un animal".

En julio del 1999, tres de cuatro alegados delincuentes fueron muertos, esposados en la parte trasera de una camioneta, por agentes de la Policía Nacional, en un hecho ocurrido en Moca. Las víctimas fueron Antonio Hernández y Julio Holguín y otro que nunca fue identificado porque portaba un carnet de Víctor Bienvenido Matos Espinosa, a quien se le había extraviado. Durante enfrentamientos que se produjeron entre supuestos delincuentes y miembros de la uniformada resultaron muertos también el raso de la Fuerza Aérea Dominicana Oscar Andrés Polanco y el cabo de la Policía Alejandro Rodríguez. Los tres jóvenes -según un vídeo tomado por el estudiante de periodismo Ruddy Peralta - eran transportados amarrados en la parte trasera de una camioneta en calidad de detenidos, al cuartel de Cayetano Germosén. Sin embargo, luego éstos llegaron muertos al hospital. Para esclarecer el hecho fue designada una comisión integrada por el general Miguel Mateo López, jefe del Comando Regional Norte de la Policía; un coronel sólo identificado como Pujols Ducaci y el mayor inspector del Comando Regional Norte del Escuadrón contra Homicidios, Frank Féliz Almonte. Por el crimen fueron sometidos al Tribunal de Primera Instancia de Justicia Policial el mayor César Ovando Michell y el segundo teniente Virgilio Suero Rodríguez, los segundos tenientes Francisco Israel Tejada y Mario de Jesús Ferreiras, así como el sargento Ramón Antonio Corcino. Esos tres últimos fueron descargados por el tribunal, mientras que los dos primeros fueron condenados a dos años de reclusión, cuya sentencia fue revocada por la Corte de Apelación del Tribunal de Justicia Policial, que los descargó.

 

 

blog comments powered by Disqus

Etiquetas: |
Enlace al artículo original:

 

Ñapa: Blogs
Pablo McKinney Atilio Borón Robert Reich Michael Moore Carlos Báez Evertsz
Federico Mayor Zaragoza Juan Torres López Manolo Pichardo Carlos Santos Vicenç Navarro
Rosario Espinal Paul Krugman Angeles Mastretta Adriano Miguel Tejada Ramón Tejada Holguín
Antoni Gutiérrez-Rubí        
Diario multimedia no lucrativo dominicano a favor de políticas solidarias, la tolerancia y el bienestar ciudadano, Perspectiva Ciudadana es una iniciativa de
Red Vida Cotidiana
, empresa ciudadana solidaria, ONG de la República Dominicana. En la red desde enero de 2001. Reproducción permitida, siempre que se cite la fuente. Celebramos y estimulamos el Software Libre. Perspectiva Ciudadana está diseñada y gestionada con PHP, Apache, MySQL y Ubuntu/Linux.
Portada | Quines somos? | Contacto | Publicidad